Serguéi Lavrov: “Los últimos años muestran problemas estructurales en el orden mundial”

 

Los eventos de los últimos años han mostrado que el actual orden mundial sufre de problemas estructurales, ha insistido este sábado el ministro ruso de Exteriores, Serguéi Lavrov, efectuando una declaración en el marco de la Conferencia de Seguridad de Múnich.

 

En primer lugar, estos problemas se refieren a la organización de la seguridad europea. Desde hace un cuarto de siglo Occidente implementa la política para mantener su dominio. Hoy en día este proceso culmina, subrayó el canciller ruso.

Todos los acuerdos estipulados después del final de la Guerra Fría han sido violados, puntualizó. Insistió en que los líderes occidentales deben concienciarse de los riesgos relacionados en estas situaciones de conflicto.

"En cada situación complicada que ellos mismos crean, EE.UU. intenta culpar a Rusia", comentó Lavrov", comentó Lavrov. Washington da cuerda y justifica la operación de fuerza en Ucrania, acentuó.

En cada etapa de la crisis ucraniana, EE.UU. tomaba pasos que solo conllevaban una escalada del conflicto. En varios países occidentales cada vez se hacen más fuertes las voces que llaman a reforzar el apoyo a Ucrania, llenarla de armas e involucrar a la OTAN, dijo.

Washington da cuerda y justifica la operación de fuerza en Ucrania, acentuó el canciller ruso. A la crisis de Ucrania no se aplican los principios tradicionales de resolver los conflictos.

"No podemos entender, por qué en los casos de Afganistán, Yemen y Mali, Occidente llama a los gobiernos locales a conseguir compromisos con la oposición, incluso con extremistas en ciertos casos. (…) Recientemente hubo críticas de que Washington había negociado con los talibanes en secreto, a través de Doha, Catar, y a los críticos les respondieron que con el enemigo hay que negociar, porque con los amigos no se negocia. Si Kiev considera que su propio pueblo es su enemigo, pues, que dialogue con él", detalló Lavrov.

 

"Solucionar un conflicto supone un diálogo inclusivo con todos los protagonistas. Pero respecto a la crisis ucraniana nuestros socios occidentales lo hacen muy diferente. De hecho, apoyan la operación de fuerza de Kiev y hasta intentan justificar el uso de bombas de racimo. (…) Se echa en falta un análisis crítico. Occidente cierra los ojos a todo lo que hace Kiev, incluyendo la instigación a xenofobia", acentuó.

"No creo que la Europa de hoy puede permitirse ignorar el peligro de la propagación del virus del neonazismo", subrayó el ministro y añadió que el hecho de que crezca la oposición europea respecto a la idea de suministrar armamento a Ucrania da esperanza de que se pueda llegar a una solución diplomática del conflicto.

Fonte RT

facebook


Crie um site com

  • Totalmente GRÁTIS
  • Centenas de templates
  • Todo em português

Este site foi criado com Webnode. Crie um grátis para você também!